Archivo de la categoría: Love

MICHAELS!

El apellido más rock’n’nroll que conozco, por encima de “CUBA” (cosa que hasta Fidel Castro debe estar reconsiderando). Definitivamente, el apellido más rockn’n’roll que sepa es… MICHAELS!!!!!

Y lo digo por dos hombres a los cuales me gustaría alcanzar alguna vez: Bret Michaels y Shawn Michaels.

Es un hecho que ninguno de los dos nació con ese apellido,sino que es parte de su “stage name”, y con ello se hicieron famosos y construyeron su identidad ante todo el mundo. Pero no me importa. Si alguna vez pudiera ser una estrella de rock y escoger con qué nombre pasar a la eternidad, incluiría un apellido como “M-I-C-H-A-E-L-S”. ¡Es que no hay apellido más rock’n’nroll sobre la tierra!

Primero, hablaré sobre el bueno de Bret. Nació como “Bret Michael Sychak“, pero se hizo conocido como vocalista de POISON, con el nombre de “BRET MICHAELS“, con su pléyade de groupies, sus fotos inyectándose insulina pareciendo otra cosa (un pequeño roce con el otro mundo, propio de un rockstar), su pelo largo y su actitud de pleno desenfado. Es alucinante su participación en “Rock of Love“. Pucha, cuántos no desearía tener apenas un poco de su fama y su sensatez para decir con quién quedarse y cómo comenzar su siguiente temporada en el reality. Wow! Sería poco menos que genial ser anglosajón y escoger un apellido así para su nombre artístico. Pocos pueden igualar un apellido así: Haggar, Van Halen, Bon Jovi… Pero si escoges para tu nombre algo que suene a ROCKSTAR, pues tienes que sonar como a ROCKSTAR. Y eso es lo que suena un “MICHAELS“.

Y aquí entra Michael Shawn Hickenbottom, a.k.a “SHAWN MICHAELS“. Pucha, quizás el luchador con quien más me he identificado en toda la historia: delgado, bajo en estatura comparado con otro monstruos de la WWE, técnico (dominador de las bases elementales y secretos del wrestling) pero, sobre todo, picón. Sí, picón, que no se da nunca por vencido, que nunca da un “me rindo” por respuesta, aún haciéndole el job a otro, que siempre vendió cara su derrota y que siempre ha dado grandes momentos Wrestlemania a todos. Perderme su última pelea en vivo es algo que hasta ahora no puedo perdonarme (bueno, estuve con una chica, pero nunca será excusa suficiente ante la despedida de un grande). Pero al menos vi una de las más grandes peleas de TODOS los Wrestlemania en vivo y en directo frente a Undertaker en Wrestlemania  XXV. ¡Wow! Y su último match fue un reflejo de los que nos gusta a los chicos que siempre quieren ganar y nunca perder: morir peleando, a lo macho, encarándole a su verdugo para luego salir del ring en medio del respeto absoluto por su entrega. De hecho su imagen pública fue un reflejo de su vida personal: antipático por momentos, impulsivo en otros, corajudo, hombre de familia ya más maduro, pero, sobre todo, un luchador en cuyo diccionario nunca estaba la palabra “perder” y que siempre ganaba por algún detalle polémico, pero nunca exento de técnica. Y por supuesto, bajo un stage name como “MICHAELS”. No en vano integró “The Rockers” en los 80’s.

Intrínseco a que suene bacán en cualquier idioma (porque lo es), “MICHAELS” debería ser un apodo digno para cualquiera que desee llevar el rock como insignia. Por lo tanto, debería vivir como tal, como un ROCKSTAR, de la manera más plena, llena de violencia, vicios y sexo en el escenario. No menciono las drogas porque drogarse arranca desde que uno fuma o toma. Y eso, en un rockstar, es muy, pero muy probable.

Quizás la única profesión que pueda compararse con la de un rockstar sea la de un actor, porque comparten virtudes y vicios parecidos. Sin embargo, el ROCKSTAR tiene un glamour que pocos actores pueden igualar, ya que ser un ROCKSTAR implica un peso distinto al intérprete teatral o cinematográfico, puesto que, creo, está destinado a ser un canal PERMANENTE de la conexión entre el artista, el público y “eso” que se suele denominar como “mensaje”. Aquel que desee cargar algo similar al ROCKSTAR deberá cargar con un peso similar, puesto que, ante su público, habrá de darlo todo de sí, vivir al máximo lo que significa ser un “canal” entre el público y la música, ejecutando lo que se llama “virtuosismo”, o lo que da lo mismo, técnica estudiada y ejecutada a plenitud, con conciencia de lo que se hace y que se disfruta haciendo por la técnica en sí. Pero, sobre todo, ser un ente que sea la personificación misma del DESEO. No hablo del “deseo” por algo así nomás. Simplemente es el “deseo”, que es como el “poder”, y que uno debe asumir como un pesado caballo al cual pretenderá manejar, pero que a la  larga terminará manejándolo a uno.

Cargar con algo similar a ser “ROCKSTAR” sólo implica vivir como un “ROCKSTAR” o emular al “ROCKSTAR”, con todo lo que significa, comenzando por la imagen misma, ni más ni menos: Cabello largo, desenfado como mandamiento en sus días, confianza ante lo absoluto como quien bromea con un familiar, chanzas con la vida y la muerte mismas… Y sentir que los excesos no son más que atribuciones obligadas del oficio mismo que se ostenta: ROCKSTAR.

Entre ellas, llevar un nombre rock’n’roll es de ley… ¿y qué mejor apellido que MICHAELS? Suena bien, aquellos que lo usaron como un “stage name” le sacaron un brillo inusitado, aún sin ser rockeros, es de grata recordación siempre… ¿porqué no? Bueno, mi apellido verdadero es “Cuba”, y siento que primero debería sacarle el brillo que se merece. Pero, si pudiera renacer como un músico de rock (ojo, “músico” de rock), sin dudarlo me pondría el “Michaels”.

Al menos, si renaciera como sudamericano otra vez, me pondría “GIARDINO”, que es un apellido (real, eso sí) que creo puede hacerle frente a “Michaels”. De todos modos, con uno u otro apellido o nombre o lo que sea, tendría que ser un verdadero monstruo en técnica. “Michals” no es un nombre que pudiera llevar cualquier persona…

Anuncios

Egoísmo / Me aventuro a extrañarte

EGOÍSMO / ME AVENTURO A EXTRAÑARTE

Miro tu rostro más bello que nunca.

Y no podría mentirte

si alguna vez pudiera decirte,

frente a frente, que

extraño tu mirada

severamente dulce.

Deseo, como cuando recuerdo

tu gesto torcido ante mis travesuras

y tu censora voz de conciencia,

como ninguna, creo, se quiebran

cuando tus ojos te traicionan

y se visten de rojo rubor

como pidiendo perdón

por incurrir en el vicio

de haber querido

a un insano como yo.

Ojalá pudiera haberte

contestado sin manías,

sin más sueños que

los que a diario me prodigabas,

los mismos con que me arrullabas

sin fin durante tantos días.

Ojalá pudiera haberte

adorado como al sol

poniente en mi horizonte,

como a mi meta final,

mi sueño total.

No tengo derecho ya a reclamarte.

No. Y si aún se me fuera la vida

creo que ya es vano pensar, diría,

y que no hay otro remedio

que soñarte.

Tan sólo veo tu imagen en una foto

y es la misma de todos los días.

Y no sé que sería, desde hace poco,

que siento el atroz castigo

de haberte hecho ir.

Una lágrima muda es lo único,

la medida de este oasis de recuerdos.

Ya he sido muy canalla en dejarte,

y no soy menos, al estar lejos,

por palpar mi egoísmo

de tan sólo mencionarte.

Me aventuro a extrañarte.

Te veo tan linda y tan triste,

y así miro tu rostro en esa foto,

y diré que ya no más… y otra vez más…

Roberto Cuba

01/08/2010

PD.-Yo también tengo un corazón, aunque lo maltrate y maltrate el tuyo.

¿Sientes que se te mueve el piso por alguien? Yo sí…

Este post no se si dedicárselo a alguien en especial o más bien a ciertos “alguienes”, por quien(es) (aún) se me mueve el piso. Cualquier cosa, pueden verme buscando esposa

//muyanimal.com/uploads/lion__s_kingdom_by_nadavdov.jpg” porque contiene errores.

Ser un león no debe parecer tan duro tampoco…

Es increíble cómo los humanos tenemos la capacidad de complicarnos las cosas sólo por el factor sentimiento. Ahora mismo siento algo que me pasó otras veces. De repente sientes que a una relación amical debieras dejarla fluir, entrando en unas cosas y manteniendo tu distancia en otras. No porque no te interese. Es mas bien todo lo contrario.

Ya varias vecess me paso lo que puedo sentir ahora, como que tengo el ligero presentimiento que voy a tener “algo” con alguien, y siento que no puedo ser tan apurado como en otras ocasiones, justamente para conocer un poco más a una chica. Y quiero palpar sus virtudes y defectos. Como que me juega en contra el pretender ser como más analítico, sólo para darme cuenta que es cierto algo que predico a diario: “El cerebro no importa, haz como tú lo sientas“.

Empieza cuando intuyo que voy a sentir algo por alguien. Y es allí cuando se me mueve el piso.

Se me mueve el piso, y ya no tengo la misma seguridad de que si voy a seguir tratándola igual, como a una mera amistad, porque de repente mis pensamientos se ocupan de ella todo el día. No sólo el impulso de salir con alguien, o el sexual, o el afectivo, porque pensar en ella ya me estaba erosionando por dentro desde el primer contacto.

Y lo peor de todo es que ya no distingo en qué grado está mi “querer” a esa persona. Me jode más cuando pretendo decir que no es “amor”, porque sé que el amor se corresponde y atraviesa por varias pruebas, tanto en los golpes de la vida como el las alegrías… pero con esa lógica, nadie podría decir que está “en-amor-ado” de nadie…

Quizás precipitarse con algunas cosas (un beso o algo por el estilo) es lo peor que puede suceder si uno siente que se le

mueve el piso. Corres el riesgo que se te maltentienda, y quieres remediarlo como sea. No quieres perder a una amiga, pero ya no tienes certeza si ella te va a ver igual. Aunque si te pasa, lo más probable es que ella sienta lo mismo que tú: que también quiere mantener como amistad algo que la comprometía por dentro; que sabe, como tú, que cada uno tiene defectos muy extraños, pero que, en el fondo, no le importarían; que coinciden en tantas cosas como para ahogarse buscando diferencias; que también tiene un impulso pasional con respecto a tí, y que por último, estarías dispuesto a hacer lo que sea para que se de cuenta que así como es genuino que ella encienda tus pasiones, también es igualmente genuino que ella puede prender una luz muy inocente dentro de tí, y que pueden compartir cosas de la vida. QUe puede aprender de tí como puedes aprender de ella. ¡Eso!

Bueno, sé que he sonado harto cursi, cursi, cursi y cursi… Sé que a quien(es) dedico estas líneas han pretendido enmascarar sus sentimientos diciéndome lo mismo alguna vez. Bueno, qué diablos. Dime y que me digan cursi y lo que quieran. Sé que sientes lo mismo.

O si gustas olvídalo. No sé ni qué decir. Me estás moviendo el piso.

Busco Esposa

Sí, digamos que estoy en ese plan.

Nota: El título del post trata de mi inquietud de buscar esposa. Pero de taquito, comentaré sobre los blogs que “buscan pareja”…

“Busco esposa”. Vaya título más original para un post, y no debo de ser el primero en titular así a un artículo. Todo el mundo habla de los blogs de El Comercio, todos comerciales y harto artificiales en su concepción. Y no es que otras personas perciban lo mismo también, pero vamos: Estás en El Comercio, que con todo te asegura harto tráfico como para que muchas personas al día puedan detenerse a revisar algo por allí, y claro, con unos botones muy oportunamente titulados, puedes creer que estás ante una versión local de Match.com o algo… Y te encuentras con esas cosas de “Busco Novio” y “Busco Novia”. Y por cierto hartazgo es que no los leo. Apenas los probé y no me jaló mayormente la atención. Y encima te encuentras con varias ciertas personas que te recomiendan ambos blogs como si fueran el non plus ultra de los blogs personales. Bueno, tienen su calidad, pero como digo, no me atrae leerlos.

Ahora, eso de que busco esposa…

Es una inquietud que me asalta desde hace un tiempo. Bueno, es esa y la de ser papá. Sí, ya expuse que soy un inmaduro con muchas cosas por hacer. Y el tren de vida que llevo me descalifica para ser un esposo dedicado y menos un padre responsable. Lo tomo con tranquilidad, pero una cosa no niega a la otra. Teniendo contradicciones, esta la de tener pareja de por vida (sí, de por vida) es una idea que se aparece en mi mente, como si la trajera el viento. Y de hecho, sé que tendré, al menos una o dos parejas más antes de encontrarme con la horma de mi zapato.

¿Quién podría calzar la zapatilla de cristal?
(vaya complejo de príncipe de cuento, como si no los hubiera interpretado en teatro para niños…)

Podría poner mi anuncio así:

//www.proyectotrama.org/00/BANCO_DE_DATOS/PROYECTOS/Proyecto-Felipe/muneco-de-torta.jpg” porque contiene errores.

BUSCO ESPOSA. Joven en camino a ser profesional en la actuación y los medios, con sueldo superior al mínimo pero con muchas ganas, creativo, friki, alegre, infantil, sensible, nervioso, juguetón, apurete, vehemente, impulsivo, inmaduro, dormilón, algo machista, bromista, sarcástico, medio colérico, tardoncito, medio hipocondríaco, figuretti, algo supersticioso pero que se considera igual católico romano y laico, soñador, ambicioso; que le gustan los idiomas, los deportes, los bailes, el Dance Revolution, figuretear, ver futbol, salir a tomar cuando tiene clases la mañana siguiente, loco por el cine comercial, la TV comercial, los dibujos animados gringos para niños, los animes, la lucha libre, ir a la playa, tomar helado, etc… BUSCA una buena mujer, joven, inteligente, guapa, de buen cuerpo o que le guste la actividad física, sana y responsable (que eso buscan todos), pero por sobre todo, que comparta y/o que entienda varios de mis gustos, de mis metas y sobre todo, de mi modo de pensar, sentir y proceder, que sea comprensiva con mis defectos, que sea proyectada, que sea creativa, con mucha imaginación, con locura para sacar cosas de la nada, que sea valiente, que sea artista, que sea quemada en sus ideas, que sienta al dar un abrazo, que quiera conocer más del mundo, que sea atrevida para robarle alegrías a los días, que tenga pasta para ser madre.

Y eso aparte que le guste bailar Dance Dance Revolution, cocinar e ir al karaoke…

Tendría que ser alguien que sintonice con la mayoría de mis frikadas, o sea, la mayor parte del tiempo. Y por eso apunto algunos de mis defectos (los malos) y “defectos” (cosas que puedan no serles agradables a algunas personas, aunque no impliquen maldad alguna). Es una verdad que en el proceso de atracción uno oculta sus males, y a su vez, una persona enamorada tiende a minimizar los defectos del ser amado. Pero ya saben algunos de los míos. Una pareja no termina nunca de conocerse, pero por lo menos me expongo un poco más.

//users.servicios.retecal.es/jomicoe/matrimonio2.jpg” porque contiene errores.

Es extraño, es lo mismo que cantamos toda la vida con eso del “Arroz con leche, me quiero casar”, y uno desea alguien que se aproxime más a uno mismo, y a su vez uno busca lo que cree le falta. De allí que haya puesto varias cosas que me gustaría ver en alguien con quien voy a compartir todo lo que me queda por vivir (en teoría) y con quien voy a procrear y criar uno, dos o varios ciudadanitos más en este planeta. A considerar:

  • Supuestamente el físico no importa. Bueno, a mí sí. Para empezar, preferiría alguien que pueda bailar, correr, nadar y demás cosas, con una energía casi infantil. Ese es un detalle que aprecio, pro lo mismo que baso parte de mis actividades en la expresión física. De allí se puede desprender que prefiero las jóvenes delgadas o de contextura promedio, pero con cuerpo para darse volantines, artes marciales, correr, etc. Pero bueno, vamos a ver. ¿Guapa? ¿Y porqué no? ¿Hay una ley que diga que las mujeres guapas no pueden ser buenas parejas? Bueno, quizás también tenga que darme algún arreglo, no sé, rebanarme la nariz o hacerme una lipo 😛
  • ¿Personalidad? Animosa, alegre, creativa y positiva, que crea en la vitalidad y en la imaginación.
  • Prudente, pero que no sufra con eso de “es que me da vergüenza”. Con personalidad, que no se sienta menos que nadie pero tampoco que se jure la última chela del tono. Que se dé su lugar y que mire siempre hacia adelante. Al menos mi madre y mi abuela son así. Por allí puede ir la cosa…
  • Pero eso sí. Así como no las busco racionales en extremo, tampoco me gustaría estar metido con gente que lo vea todo “exótico” y colorinche. Menos si le “apesta” todo. Y mucho menos si no aprecia el contacto con la gente. Vengo de un mundo en donde hay una conciencia de mercado… pero de mercado de barrio!!!!! Ya pues, yo nunca he sido palomilla en el barrio, pero por lo menos sé que era eso que se está perdiendo.
  • Ahora, varios karmas tengo con respecto a las chicas con las que estuve o quise estar. Una cosa fea ha sido cuando me he portado mal, y no por infidelidad, sino por ser atorrante y no darles la atención que merecían. Más grave es no poder corresponder a alguien que realmente lo quiere a uno. Pero algo que es aún peor puede ser tener a la persona ideal enfrente y uno ni darse cuenta, sino hasta años después de haber sabido algo por ella. Si eso de algún modo origina el retraso de la llegada de mi media naranja, aceptaré con calma. Pero no quiero sufrir más de lo necesario. No quiero arrepentirme como “victimario” ni sufrir como “víctima”.
  • Y obviamente, culta. O por lo menos que tenga cierta cultura general. Pero como además soy bien quemado, si sabe qué es Star Wars, estaré más tranquilo…

Quisiera casarme joven y tener mis hijos joven. Tengo mucho por dar. Y mucho por aprender. Quien se arriesgue, ya sabe algunos de virtudes y de mis defectos que están incluidos en el paquete.

//www.theministryoftransition.com/images/cat-wedding-cake-topper.jpg” porque contiene errores.

Nota: Aclaro, por si acaso, que son inquietudes, pensamientos, ideas que me revolotean de cuando en cuando la cabeza… Estoy pensando en voz alta.